lunes, 12 de mayo de 2014

Miles de maestros se jubilaron por temor a la evaluación



En un año, mil 194 trabajadores de educación básica obtuvieron su jubilación de la Secretaría de Educación Pública (SEP), luego de que decidieron retirarse del servicio público antes de que se apliquen los criterios de evaluación de la reforma educativa.

En los últimos cuatro trimestres el número de maestros jubilados creció paulatinamente en Puebla, siendo el segundo trimestre de 2013 cuando más jubilaciones se presentaron —546—, ello se explica dado que los maestros esperan a recibir sus prestaciones de fin de año, previo a su retiro.

El tercer trimestre del 2013 se registraron 57 jubilaciones, el cuarto trimestre 197 y en los tres primeros meses de este año suman 394 jubilaciones.

Con ello, Puebla se ubica como la sexta entidad con más profesores jubilados, detrás del Distrito Federal —9 mil maestros— y del Estado de México con 3 mil 31.

Le siguen Guanajuato, con mil 897 personas jubiladas; Jalisco, con mil 841 trabajadores; Chihuahua con mil 196 y Puebla con mil 194 jubilados,

La nueva Ley del Servicio Profesional Docente establece que los maestros deberán presentarse a evaluaciones hasta por tres años consecutivos, en caso de no acreditar en la primera ocasión; y de no acreditarla serán readscritos a otras funciones fuera de las escuelas de preescolar, primaria o secundaria.

Las jubilaciones aumentaron ante reforma educativa

Como consecuencia de la reforma educativa y el establecimiento del examen de evaluación, aumentó el nivel de maestros que buscan su jubilación, ya que en años anteriores muchos desistían de sus peticiones de jubilarse para mantener algunos estímulos económicos extraordinarios como bonos por puntualidad y asistencia, que se pierden con el retiro de las aulas.

A decir de Emilio Salgado Néstor, secretario general de la sección 23 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), las jubilaciones han aumentado de manera gradual, lo que permite que se contraten maestros interinos conforme los docentes van dejando sus grupos, para no dejar sin clases a ningún alumno.

El SNTE registra tres mil profesores de educación básica que buscan su jubilación antes de poner en riesgo su “permanencia” laboral.

En los últimos meses y como consecuencia del arranque de la reforma educativa, poco más mil profesores en Puebla iniciaron los trámites para el retiro.

La federación otorga a los docentes un periodo prejubilatorio de tres meses, durante el cual los maestros inician el proceso de entrega de grupos, aunque este trámite se puede realizar días antes de la jubilación definitiva.

Se trata, en promedio, de un incremento que significa el doble del número de maestros que cuentan con larga trayectoria laboral que, ante la posibilidad de enfrentar hasta tres exámenes para ser ratificados en sus plazas, decidieron solicitar su retiro y conservar el conjunto de prestaciones e ingresos obtenidos por su antigüedad.

Con la reforma a la ley del ISSSTE en 2007, los maestros reciben como pensión una cantidad equivalente al último año de trabajo, pero sus ingresos no podrán rebasar los diez salarios mínimos, además que el aguinaldo se reduce a la mitad de lo que perciben cuando están en activo.

Fuente: e-consulta