martes, 21 de junio de 2016

The Blind Dinner Experience


¿Irías a una cena en la que no conoces el menú, no puedes ver el espacio o elegir la mesa que prefieras y tienes que llegar muy puntual a la cita pues no puedes ingresar después? Parecen condiciones muy extrañas pero todo es parte de una de las mejores experiencias en la CDMX, TheBlindDinnerExperiencebySolovino Club es una nueva propuesta que emula las cenas a ciegas de Londres o Nueva York y no tardará en convertirse en un most en la capital.


El anuncio en su página dice algo como: “Cena maridaje de cuatro tiempos en completa obscuridad”, que aun cuando es una buena descripción, se queda corta para lo que ocurre. Todo inicia cuando reservas tu lugar y te preguntan si tienes alguna alergia o régimen alimenticio ya que el menú es sorpresa y te recuerdan que el horario de la cita no es broma.

Al llegar a Cusí, el espacio en el que se lleva a cabo la actividad, sólo ves una barra de café y esperas unos minutos en lo que se reúne el grupo, la verdad no sabes muy bien que va a pasar, todo luce un poco misterioso; después dan la bienvenida y explican un poco la actividad, que hay muchos meseros alrededor por si necesitas ayuda y todo eso, te dan tu antifaz, subes al primer piso y justo cuando crees que vas a poder espiar un poco ¡pum! La puerta permanece cerrada y te dan el acceso una persona a la vez ya con el antifaz puesto.
 Cuando entras te llevan del brazo hasta tu lugar y te muestran en dónde está tu plato, cubiertos, copa y todo. Si te esfuerzas un poco puedes ver un poquito de luz a través del antifaz pero la verdad es que en unos minutos después, cuando llega el primer tiempo, terminas cerrando los ojos y entregándote a los placeres de la comida y bebida.

Cuando te sirven el primer vino te preguntan si crees que es blanco, rosado o tinto, ahí los votos se dividieron en la sala y lo mismo pasó con los siguientes dos; cuando llegó el primer tiempo y preguntaron por los ingredientes que identificabas pasó lo mismo, es increíble lo dependientes que somos del sentido de la vista.
De cualquier forma lo menos importante es si identificas o no cada ingrediente, lo que es realmente impresionante es lo bien que sabe cada maridaje, no sé si el chef es muy bueno o al no estar distraído con la vista pones más atención en los sabores, pero al final ha sido una de las mejores cenas que recuerde. Ya en el postre te puedes quitar el antifaz para descubrir que el lugar es una casona antigua increíble con todos los muebles restaurados.

En ese momento el Sommelier te presente cada vino y el Chef te explique los platillos e ingredientes de cada uno, ahí es donde todo el mundo tiene mil dudas. Al final sólo puedo decir que es una experiencia única que tienes que vivir ya que las palabras no bastan para describir la sensación de pasar casi dos horas sin ver y lo deliciosa que es la comida cuando sólo te concentras en ella. TheBlindDinnerExperience es organizada por Solovino.Club (www.facebook.com/SolovinoClub) una vez al mes en Cusí (Gómez Farías 41-A Col. San Rafael) y el precio creo que es muy accesible para la actividad. Te recomiendo que vayas…