lunes, 20 de marzo de 2017

FBI investiga una posible conspiración entre Donald Trump y Rusia



STRIMH - El director del FBI, James Comey, informó este lunes que su agencia está realizando las investigaciones sobre la posibilidad de que Rusia y allegados del presidente Donald Trump conspiraron para influir en las elecciones presidenciales del año pasado.

Comey admitió que el FBI y el Departamento de Justicia no tienen información que avale los tuits de Donald Trump acerca de un supuesto espionaje telefónico ordenado por su predecesor, Barack Obama.


Dichas revelaciones fueron hechas al iniciar la comparecencia de Comey ante la Comisión de Asuntos de Inteligencia de la Cámara de Representantes, misma que investiga los posibles vínculos entre Moscú y la campaña de Trump. Comey reconoció que generalmente el FBI no habla sobre investigaciones en curso, pero afirmó que se le autorizó hacer una excepción debido a la alta importancia que el tema tiene para interés público.

“Esta es una labor sumamente compleja, por lo que no les puedo dar una fecha exacta de cuándo concluirá”, dijo Comey.

Antes de la audiencia, el titular de la comisión refutó las acusaciones contra Tump, acerca del espionaje telefónico en la Torre Trump de Nueva York, pero el representante Devin Nunes, un republicano de California, afirmó que no se pueden descartar otras formas de vigilancia.

Además de Comey, también compareció el director de la Agencia de Seguridad Nacional, Michael Rogers.

Algunas horas antes, Trump, quien acusó a su predecesor, Barack Obama de intervenir sus teléfonos en la Torre Trump durante la campaña, utilizó Twitter para informar que las denuncias de que su equipo de campaña tuvo contactos inapropiados con Rusia no son más que un invento de los demócratas y que el Congreso y el FBI más bien deberían investigar cómo se ha filtrado información oficial a la prensa, e incluso, investigar a Hillary Clinton.

“Los demócratas inventaron ese cuento sobre Rusia como excusa por la terrible campaña que realizaron. ¡Gané a lo grande en el Colegio Electoral y ellos perdieron!” dijo Trump este lunes.

“Lo que de verdad importa es que el Congreso, el FBI y otros deberían investigar cómo información confidencial está siendo filtrada. ¡Hay que hallar ahora mismo al autor de las filtraciones!”, agregó.

Además, afirmó que la campaña de Clinton era la que estaba en contacto con Rusia y que quizás frustró una investigación federal.
Cabe mencionar que ningún funcionario de inteligencia estadounidense ha mencionado la posibilidad de que hubieran contactos entre Clinton y Moscú.

La audiencia de hoy ante la Comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes, podría recabar las declaraciones más claras hasta la fecha acerca de una controversia que ha agobiado a Trump desde el inicio de su presidencia.

Por otro lado, los dos principales responsables de la comisión de inteligencia de la cámara baja declararon el domingo que los documentos que se enviaron la semana pasada por el Departamento de Estado y por el FBI, no tenían evidencia de que la administración de Barack Obama estuviera interviniendo los teléfonos en la Torre Trump en Manhattan, pero afirman que parecen indicar que ciudadanos estadounidenses conspiraron con los rusos para interferir en las elecciones presidenciales.

“Hay evidencia circunstancial de complicidad. Hay evidencia directa, creo, de un intento de engaño”, dijo el demócrata Adam Schiff para la NBC.
“Definitivamente hay suficiente como para realizar una investigación”, agregó.